Micro-agresiones



Hoy, para variar, no vengo con nada que tenga relación con la literatura. Como estoy un poco ocupada voy a ir bastante al grano, así que no sé como va a quedar la entrada o si me estaré explicando suficientemente bien. El caso es que hace poco oí hablar por primera vez de las microagresiones y era algo que necesitaba compartir con vosotros desde mi experiencia personal. Durante mucho tiempo, desde que soy niña, he estado oyendo ciertos comentarios dirigidos a mi, que por alguna razón, a pesar de que supuestamente eran halagos, nunca me dejaban buen cuerpo. Recientemente he podido ponerle nombre a este tipo de comentarios y entender mejor mi malestar e incomodidad al recibirlos. Cosa que hasta el momento me recriminaba a mi misma.

Reciben el nombre de microagresiones (microaggressions, en inglés) y representan un tipo de discriminación sutil. Por lo que he encontrado la primera persona en poner nombre a éste tipo de agresiones fue el psiquiatra y profesor de hardvard Chester M. Pierce en 1973, y su finalidad era poder referirse a los abusos verbales que recibían muchos afroamericanos por un nombre. Sin embargo fue Mary Rowe quién más adelante extendió el término para que abarcara otro tipo de faltas de respeto no relacionadas con el racismo. Las imágenes que os dejo a continuación forman parte del proyecto "Racial Microaggressions” llevado a cabo por el fotógrafo Kiyun Kim. 


En estas imágenes se aprecian las microagresiones relacionadas con la raza pero, como ya he dicho hace un par de párrafos, aquellos comentarios que siguen la línea (como "conduces bien para ser mujer", "¿has pensado en hacer dieta?", "¿eres hombre o mujer?", "te ves bien para pesar más de 50kg" o "eres bastante inteligente para ser rubia") se incluyen en el mismo grupo.

Me alivió descubrir que este tipo de comentarios tenían nombre y que no era algo que sólo percibía yo. Hasta la fecha siempre pensé que el problema era mío y de que estaba tan obsesionada con mi raza que enfocaba mal sus "halagos". En muchas ocasiones estoy segura de que lo hice, sin embargo, de otras tantas, ya no lo estoy. Tal vez os parece que le doy importancia de más, pero cuando intento conocer gente y lo único que me dicen son cosas como "¿De verdad te consideras española?", "Entiendes cuando te hablo?", "¡Pues eres guapa para ser china!", "¿Por qué hablas el español tan bien?" o "¿Tus padres trabajan en un bazar?" me dan ganas de volverme ermitaña.

19 comentarios:

  1. Esos comportamientos demuestran que aún nos queda mucho que evolucionar como especie, pero muchooo.
    Besos alados,
    Lu

    ResponderEliminar
  2. Oh, esas microagresiones son tan molestas y la verdad sí son difíciles de reconocer. Sin embargo, creo que muchas veces no vienen de una mala intención, sino de ignorancia, aunque de ningún modo son justificables. Y es lo malo, que si no tienen mala intención, entonces uno se siente mal por querer contestar algo que podría resultar grosero.

    ResponderEliminar
  3. Oh, pues gracias por ponerle nombre, porque yo he visto a gente en mi entorno decir cosas así, que no son ataques directos ni agresiones violentas, pero nunca me han parecido bien, y me daban mucho reparo. Pero es que a veces una alusión que parece inocente puede hacer daño.

    Besoooss!!

    ResponderEliminar
  4. Holaaa!
    Muy buena entrada, me ha encantado tu reflexión y la imagen con la que la has acompañado.
    Un besito, nos leemos^^

    ResponderEliminar
  5. Tampoco tenía ni idea de que esas "pullas" se les llamaba así, yo soy muy desconfiada y tiendo a estar siempre a la defensiva porque también me encuentro con los mismos problemas que tu...muy de vez en cuando, pero no falla.
    Coincido con Cel Red que aveces puede ser producto de la ignorancia pero no por eso deja de ser molesto y ofensivo.
    ¡Un besito!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola!

    Lo que me he reído con lo de ''¿tus padres trabajan en un bazar?''. Conociendo a los españoles seguro que te lo preguntan. A mí también me hacen un montón de comentarios así y es horrible. Ya casi no les hago caso, pero es increíble como aún se meten con mi acento o lo sorprendido que se quedan algunos porque no sea española. Pero, en fin, espero que en un futuro todo sea mejor. Tengo esperanzas. Yo por ahora lo peor que me han dicho es que por estar en España tengo que hablar como ellos: con su acento y sus palabras. Pero como ya he dicho me entra por un oído y me sale por otro.

    ¡Un besazo y gracias por esta entrada tan interesante!

    ResponderEliminar
  7. ¡Vaya cosas!

    Pues no sabía que tenían nombre, y es interesante saberlo.

    Vaya cosas que te dicen por ser de otro tipo de ''raza'' , es que para mi somos iguales todos. Pero bueno, es lo que hay, y esperemos que algún día las cosas cambien.


    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. Este es un tema muy interesante, yo lo conozco un poco por parte del feminismo y entiendo lo que te pasa. Sin embargo, y podéis llamarme pesimista, no creo que este se erradique pronto. El tema del racismo, aun cuando a veces es inconsciente, es muy difícil. Cuando yo era pequeña iba a un colegio en el que había muchos niños gitanos, eso digamos que era normal en la conviencia de ese pueblo (con todos los problemas que había, tanto por parte de un bando como del otro) pero no fue hasta que fui adolescente que empezaron a llegar vecinos musulmanes o chinos, así que creo que la gente con mentalidad más cerrada o que no es capaz de comprender la diversidad que hay más allá de su mundo, no reacciona bien o de forma correcta. Estudio filología y hay muchos estudiantes que vienen de china y una vez, una compañera mía que era china estaba hablando alegremente con unas chicas que conocía, una de ellas tenía un perro y cuando ella lo fue a acariciar le dijeron "Pero este no se come, eh?", en fin... Creo que lo mejor es que cada uno aprenda a afrontar este tipo de comentarios, sin olvidar lo que dicen de quien los expresa, pero sin dejar que afecten personalmente porque al final no merece la pena.

    Saludos,

    ResponderEliminar
  9. Es una forma camuflada de racismo y es muy feo de verdad. no recuerdo si ahora me han dicho algo asi pero me parece que seria discriminación directa y honestamente no está bien

    ResponderEliminar
  10. Hola guapísima!!

    No conocía este término, pero es bastante interesante, y además es algo a la orden del día. Puede que yo es que sea demasiado bien pensada, pero normalmente si alguien me hace un comentario de este tipo, siempre suelo pensar que no se ha expresado bien, aunque como tu dices, algunos habrán que lo digan con otras intenciones.
    En el siglo en el que estamos ya no deberían de existir este tipo de comentarios, y mucho menos esta distinción de razas, pero bueno, solo nos queda ser positivos y pensar que poco a poco el mundo cambiará de verdad.

    Muchos besitos corazón!! =)

    ResponderEliminar
  11. Yo tampoco sabía que esto tenía nombre, al final todos lo sufrimos porque todos tenemos algo que nos hace distintos.
    Y algunas veces nosotros habremos metido la pata y dicho algo así, aunque no este justificado.
    A mi lo que me ha molestado siempre es cuando se ponen a decir lo blanquita que soy de piel, es súper molesto, "no tomas el sol?" "¡qué blanca estás!". No me averguenzo de mi color de piel, pero me molesta que la gente se meta tanto con este tipo de cosas, por lo menos he conseguido sentirme orgullosa de mi color, igual que pienso que todos podemos sentirnos orgullosos por todo lo que somos y por lo que nos hace distintos.

    Siento que hayas tenido que sufrir comentarios desagradables ;)
    Besotes!!

    ResponderEliminar
  12. Holaa
    Como muchos otros tampoco había oído hablar de ello pero es verdad que también lo he percibido, y recientemente además. Las "bromas" o comentarios de este tipo vienen de personas a las que le falta madurez, mente abierta, etc.
    Solo deseo que crezcan como personas porque al final se sabe que las que tienen un problema son ellas, no los "clasificados".
    Y la dificultad es que seguramente a veces formemos parte de los dos grupos a la vez sin saberlo.
    besitos

    ResponderEliminar
  13. ¡Hola!
    No tenía ni idea de que este tipo de comentarios tuviesen su propio nombre. Sin embargo, sí que me parece que tenemos que darle importancia a los comentarios que nos ofenden por dentro pero que se toman como una broma como "Tú no haces mucho deporte, ¿no?" o comentarios similares que lo dicen hasta los abuelos y que, en realidad, te molestan. La verdad es que no evolucionamos nada, sino que vamos a peor con estos comentarios que me parecen falsos e hipócritas.
    ¡Un besazo ^^!

    ResponderEliminar
  14. Pienso que hay gente que debe decir esas cosas con algún tipo de doble sentido, pero también pienso que hay personas que lo hacen sin mala intención. Lo mejor que puedes hacer es intentar que ese tipo de cosas te den igual y que si te sientes mal por algo que te digan se lo digas a la persona. No te quedes esas cosas dentro.
    Un beso preciosa!

    ResponderEliminar
  15. Hnnng, las microagresiones son una putada, y de micro tienen muy poco, sólo el que los demás no parecen darse cuenta de la tontería. Si algo me revienta los nervios es la gente cerrada de mente que estereotipa tanto y habla sobre todo como si fuese una verdad universal cuando sólo se manejan con ignorancia. Me revienta aún más que sea una situación tan extendida. No soporto escuchar a la gente a mi alrededor hablar de esta manera, y sin embargo es el pan de cada día. A mí me chingan mucho por mi asexualidad, y me han llegado a preguntar si fui abusada de chiquita, y yo de "¿qué carajo?"

    En fin, saludos T_T

    ResponderEliminar
  16. Pues mira, Gé, no tenía ni idea yo tampoco de que estaban catalogadas como tal. Y a mí también me pasa como a ti, que ciertos comentarios me incomodan, y ahora veo que son un tipo de insulto igual. Me ha parecido muy interesante tu entrada y la debatiré con mis amigos.

    bsos!

    ResponderEliminar
  17. A mi me dice "Eres española?" (como ti, pero por el pelo), ¿eres de aquí o de dónde, de latinoamércia?" (por lo mismo y porque soy morena. Pareces más joven (por mie dad, que no aparento). Son cosas duelen, sutiles, pero duelen. Y no porque tenga un algo grado de sensibilidad (que un poco) sino porque te hacen vulnerable . Me meto yo con tu nariz, con tus ojos saltones?, no verdad, no te digo nada, pues callate la boca. Me dan ganas de decir.

    Me encantan este tipo de entradas.

    ResponderEliminar
  18. Mira, esta es una de las cosas que más me gusta de blogger, que conoces a la gente por lo que escribe y no por su color de piel, porque yo hasta ahora no sabía que eras china. Y francamente me da bastante igual de donde seas, me encanta cómo escribes y punto jaja y me seguiría gustando tu blog si fueras noruega, argentina o australiana xD
    Así que puedes estar tranquila, yo también percibía esas maneras sutiles de insultar o discriminar a alguien. Y, al igual que tú, me alegra que tenga nombre. Me lo apunto para el futuro, seguro que como maestra me hará falta más de una vez.
    ¡Gran entrada! La comparto en Twitter ^^
    Un abrazo y pásate cuando quieras :3

    ResponderEliminar
  19. Me parece un tema muy interesante. Yo también había notado este tipo de comentarios que a mi siempre me han parecido agresivos, aunque socialmente aprendemos a pasarlos por alto o no darles importancia porque "es verdad/obvio" o "todo el mundo lo piensa" y a veces incluso ven mal que te indignes o enojes por cosas tan "pequeñas", pero este tipo de micro agresiones son más comunes de lo que parecen y solo refuerzan más y más estereotipos y fácilmente pueden dar paso al racismo o incluso otras cosas más graves.

    A mi me molestan mucho porque no me gusta que me abracen y no soy una sexosa igual que todos los demás a mi alrededor, y los comentarios han pasado de "de seguro te acosaban/tocaban de chiquita" a que demás gente literalmente conjeture que fui violada y que por eso soy así, cuando en verdad soy medio claustrofobica y medio chaparra, y siempre que alguien me abrazan es como si me estuvieran queriendo encerrar con todo su cuerpo y me siento nerviosa e incomoda. En serio, no es mucho el espacio que hay de un "simple comentario inofensivo" a cosas más graves.

    Pienso que en verdad es muy importante comprender este tema y las consecuencias que tiene, y que, a pesar de ser cosas tan pequeñas o insignificantes NO SON JUSTIFICABLES y afectan emocional y socialmente. Esta solo en nosotros el poder convertirnos en personas tolerantes, que comprenden este tipo de agresiones e intentan corregir estas actitudes inaceptables en una sociedad que se esfuerza tanto por progresar.

    No se trata de ignorar este tipo de comportamiento, sino de corregirlo para así poder erradicarlo.

    Me gusto muchísimo tu entrada.
    Besos! n.n

    ResponderEliminar